¿Deseas un vida en tranquilidad lejos del ruido y la contaminación?

Hay muchas personas que día a día se esfuerzan para mejorar su calidad de vida, sea esforzándose en el trabajo o trabajando más turnos en su día a día, haciendo que su agenda no pueda ser más apretada y sobrecargándose de absolutamente todo, ya sean preocupaciones, o algún otro trabajo extra, para generar más ingresos. 

Todos estos esfuerzos para mejorar tu calidad de vida y así vivir más tranquilo y cómodo, dándote los gustos que como persona tú te mereces, por todo lo que te has esforzado, pero… 

¿Realmente esto es tener calidad de vida?

¿Realmente vives tranquilo?

Hazte estas preguntas varias veces y hurga dentro de tu cabeza hasta hallar la respuesta correcta. 

Trabajas y haces tú mejor esfuerzo para vivir bien, comer bien, y por supuesto, pasarla bien, disfrutando de la vida, pero… 

Siempre hay un pero… 

Hipotéticamente hablando, llegas a casa, agotado de una gran jornada laboral y lo único que deseas es hacerte una cena ligera, saludar a tus familiares e irte a tu habitación a tomar una bien merecida siesta, lo primero que esperas es tener una siesta tranquila, pacífica y armoniosa, en la cual nada te interrumpa tu horario de sueño… 

Sé lo que estarás pensando “Cuando eso pasa es sumamente molesto”

Lo sé, no tienes porqué decirlo, todos hemos pasado por ello, así que no te preocupes. 

Ahora vuelve a hacerte la pregunta… ¿Realmente vives tranquilo?

Tu respuesta está tambaleando justo en este momento y lo sé, no te preocupes, si piensas que a ti es a la única persona que le ha pasado eso, estás bastante equivocado. 

La importancia de la tranquilidad

Muchas personas comentan que la tranquilidad y la paz la llevas tú a cualquier lugar, sin embargo, muchas veces no es así, hay estructuras, hogares y diseños arquitectónicos que simplemente hacen ruido y no solo puede pasar contigo, a tu familia también le puede causar intranquilidad una casa, una oficina, entre otros lugares. 

Es cierto que todo parte de adentro, de las personalidades y de la percepción de cada persona de la misma palabra tranquilidad, lo primero que debes hacer para encontrar tu tranquilidad es preguntarte a ti mismo ¿Qué es para mí la tranquilidad?

Todo varía, todo es cambiante, para una persona puede ser tranquilizante y reconfortante tomar una taza de café a primera hora de la mañana, pero otras simplemente no son muy amantes del café y prefieren regar unas plantas a esa hora, cosa que lo hace sentir una paz y tranquilidad casi subliminal. 

¿Lo ves?

La tranquilidad, es todo aquello que tú quieres que sea, es tu manera de moverte, tu manera de manifestarte con las demás personas, no obstante, es cierto que si no te encuentras en un entorno cómodo en el cual te sientas a gusto y puedas trabajar o desenvolverte bien, simplemente toda esa armonía se va a fragmentar en pedazos microscópicos. 

Obviamente, lo menos que se quiere es eso ¿No?

En términos generales, la tranquilidad es sumamente importante a la hora de pensar en la calidad de vida que se quiere mantener, aunque muchas personas pasan desapercibida la palabra y, quizá, también el sentimiento. Ese sentimiento de paz, tranquilidad y armonía, es uno de los factores más relevantes, lo deberías de tomar en cuenta a toda hora. 

Si creías que tu calidad de vida era optima, imagínate si le sumas un poco de tranquilidad, paz y armonía. 

¿Te lo estás imaginando? ¿Es una escena muy bonita, no? 

Pues, no te quedes allí pensando en ello como si fuera solo una ensoñación, conseguir tranquilidad es bastante sencillo, si sabes reconocer cuáles son los factores nocivos que van contra la naturaleza de la tranquilidad. 

Ahora dirás “¿Eso existe?”

Pues, sí, claramente existe, como todo en la vida, hay opuestos dispuestos a chocar entre sí y existen muchos antónimos de tranquilidad que no desean en absoluto dejar que esta se apodere de algún usuario y lo haga pleno. 

¿Quieres saber cuáles son los factores nocivos principales?

Sigue leyendo. 

El ruido y la contaminación lumínica 

¿No lo habías pensado?

Pues estos son unos de los primeros factores que perturban tu tranquilidad, aunque no lo creas una realidad tangible en este momento. 

¿No te ha pasado que quieres descansar, leer un buen libro o simplemente meditar en cualquier lugar y algo te interrumpe? 

Si te ha pasado, tienes todo el derecho de tener una gran frustración, y es que, suele suceder que cuando queremos estar en paz con nosotros mismos siempre hay algo que interrumpe estrepitosamente lo que vamos a hacer. 

Y si vives en la ciudad, más aún se deben de repetir este tipo de situaciones, ya que, si te encuentras en un epicentro en el cual las personas siempre transitan, los automóviles van y vienen, las busetas tocan día, tarde y noche sus cláxones, y, de seguro, hay diversas maquinarias haciendo obras arquitectónicas por doquier. 

Lo que quiere decir, que estás rodeado de un entorno con una cantidad de ruido, abrumante y agobiante, que jamás te dejará entrar en ese estado de tranquilidad y armonía que deseas en cualquier hora del día. 

Te preguntarás… “Entonces ¿Ese es uno de los factores que no me dejan estar tranquilo?”

Sí, pero no es uno de los más relevantes, la contaminación lumínica que te podrás encontrar en pleno centro de la ciudad, también afectará a la tranquilidad que tengas y la armonía que puedas ostentar en lo que llamas hogar, como es la ciudad, por lo general habrá posters, anuncios publicitarios y demás decoraciones de diversos colores, llenos de luces, que son capaces de perturbar tu mente. 

Dirás “¿Eso pasa?”

La respuesta es sí, cuantas más luces veas al día, más distracciones le das a tu mente y mucho más agotamiento, sin contar que este tipo de exposición a la luz es malo para la retina, hace que no te puedas concentrar en tus horas de trabajo, en algunas reuniones o simplemente, cuando quieras recostarte a leer algún libro o a tener un momento armónico meditando, conversando contigo mismo. 

No te habías percatado de ello ¿verdad? 

Tranquilo, aquí encontrarás la respuesta a tus dudas y, la posible solución a tu problema. 

Casa Campestre: Menos contaminación, más calidad de vida en tranquilidad

Lo primero que debes de saber es que las casas campestres hoy en día se han innovado, han dado un paso más allá, son totalmente cómodas conservado ese aire natural que a cualquiera le encanta, y lo mejor de todo esto, es que conservas la tranquilidad y la armonía. 

Ya que, en una residencia de casas campestres no encontrarás lo que en cualquier residencia que se encuentre en el centro de la ciudad o la capital, los automóviles harán estruendo una vez cada año, y las luces en diversas tonalidades no atormentarán ni tu descanso, ni tu concentración en las diversas actividades que tienes a diario, esto por la única razón de que será un ambiente totalmente distinto, sentirás que cambiaste de país e incluso, de mundo, cuando te encuentres sentado en la cómoda sala de estar de una casa campestre. 

Y te preguntarás ¿No es demasiado?

La verdad, es que no, nunca es demasiado cuando se trata de tu calidad de vida y más aún cuando incumbe tu tranquilidad. 

Es por ello, que Gema Constructora viene con la propuesta del Tesoro Campestre que es una residencia totalmente nueva, con casas campestres totalmente modernas que te permitirán disfrutar de un entorno rural actual, que casi ningún grupo inmobiliario tiene para ofrecerte. 

En estas casas campestres no solo podrás disfrutar al máximo de todos los momentos de tu vida teniendo seguridad las 24 horas del día, sino que también podrás tener un contacto directo con la naturaleza casi mágico, haciendo que hagas contacto no solo con tu entorno, sino que también contigo mismo. 

Todo esto sin tener en cuenta que el nivel de contaminantes es menor, por lo que las plantas ubicadas en el Tesoro Campestre son más sanas, con este ambiente purificado se te asegura que poseerás una Calidad de Aire y una Calidad del Agua optima, cosas que son sumamente relevantes si se poseen niños pequeños, mascotas o individuos alérgicos; ya que, estos son los más susceptibles a los contaminantes.  

Esta es una casa en la cual no le deberás de temer al ruido espontaneo, ni al sonido del tráfico, ni al exceso de luz en las calles, un verdadero hogar en el que podrás reencontrarte contigo mismo y tu tranquilidad y paz interior. 

¿Suena fantástico? Pues lo es.  

Específicamente para eso se creó el Tesoro Campestre, para que tú, el usuario encuentre un hogar que no solo cumpla con los requisitos y los estándares que se poseen en la actualidad para una casa, sino que también promueva tu salud, tu bienestar y por supuesto, tu calidad de vida en todos los ámbitos posibles. 

Entonces, te toca a ti decidir si quieres quedarte en la molesta ciudad, que, en vez de darte largas noches de sueño, te las arrebata, o prefieres probar suerte con “El Tesoro Campestre” en Quindío, a unos cuantos minutos de Armenia, lugar en el cual podrás tener la paz que en tanto tiempo has estado anhelando. 

Si aún no estás muy convencido sobre este proyecto, solo debes ingresar a la página de Gema Constructora y maravíllate con las hermosas casas campestres que tienen para ti.

Compartir

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Suscríbete al Blog

Y sé el primero en recibir todas las actualizaciones en tu correo

Lotes y Casas Campestres
a 5 min de Armenia, Quindío

Con la Libertad de Construir por ti mismo la Casa Campestre de tus Sueños

© 2019 Colombia Cafetera · Diseñado con pasión por Jesús Rico Vargas